Medjugorje: La fuente del amor


Esta madrugada mientras veía el Monte iluminado, se me vino a la cabeza este pensamiento:

-“Medjugorje es la Misericordia de Dios derramada sobre este mundo”.

Y en realidad lo es, es el amor desbordante de un Dios infinitamente amoroso que permite que Su Madre venga todos los días desde hace mas de 40 años a enseñarnos como prepararnos para su segunda venida. Porque precisamente el tiempo que estamos viviendo nosotros, es el período de preparación para su segunda venida. Explicaba un sacerdote aquí en Medjugorje que en el antiguo testamento Dios mandaba a sus profetas a anunciar Su venida, después vino Él mismo hecho hombre a enseñarnos y hoy en este momento crucial en el que estamos viviendo, manda a Su Madre a prepararnos.


Y qué quiere Dios de nosotros para que estemos preparados?

Lo único que nos pide es que nos amemos, que vivamos en paz amándonos los unos a los otros. Él nos dio el ejemplo. por eso los paganos de los primeros siglos decían de los cristianos: “¡Mirad cómo se aman!”. Esos primeros cristianos vivían lo que creían.


Y ahora pensemos: ¿Las personas pueden decir eso de nosotros? En nuestra vida diaria, en nuestra familia, con nuestros esposos, hijos, vecinos, compañeros de trabajo, con los que convivimos día a día, la gente que nos ve puede decir: ¡Miren cómo se aman!


Reflexionemos un poco en eso, porque a eso vino Jesús, a enseñarnos a AMAR, a amarlo a Él, no solo en el que me cae bien y me ama a mí, sino en el que no me agrada, en el que me critica y en el que no me cae bien.


Por eso en este tiempo de preparación y tiempo de Gracia, nos manda a Su Madre, no nos deja solos, la manda a rescatarnos, a enseñarnos con amor maternal cual es la fórmula para lograr La Paz interior, La Paz con los demás y la Paz con Dios y que todos puedan decir cuando nos vean ¡Mirad cómo se aman!. Por eso es que Medjugorje es la fuente del amor.


Les seguiré contando…

75 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo